Friday, July 1, 2011

* LA HISTORIA - Narciso Serradell Sevilla y "La Golondrina" *

* LA HISTORIA - Narciso  Serradell Sevilla y "La Golondrina" *
~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~

Mi Historia Materna

"A finales del mes de marzo de este año, localice por internet a “Yuruzka Serradell”, ella es hermana de mi mamá; no sabíamos de su existencia nadie de la familia, la localice porque un día buscando a mi primo “Jorge Serradell”, por medio del Skype, me di con la sorpresa de que había varios “Serradell”, a todos les mande una invitación para poder conversar y la única persona que me acepto la invitación fue Yuruzka.
Platicando con Yuruzka, resulta que los dos nacimos en el año de 1981, los dos somos del mes de mayo, ella del 10 y yo del 18; cabe señalar que varios familiares somos de mayo, mi hermana Linda Lili, es del día 18 igual que yo, jajaja, Benjamín hermano de mi mamá es del día 17, Jorge hermano de mi mamá es del día 6. Regresando a la plática,  resulto que Yuruzka y yo somos descendientes de “Narciso Serradell Sevilla, (1843 - 1910)”. Mi abuelo Alfonso Armando Serradell Meade (15 de mayo de 1935 – 03 de noviembre de1998) le comento a mi madre que Narciso Serradell Sevilla era nuestro descendiente, el cual se le atribuye la canción de “La Golondrina”.

* Les dejo tres historias de Narciso.

La Golondrina de Narciso Serradell Sevilla, (1843 - 1910). Canción compuesta en 1862, autor que gozó de una vida envuelta de aventuras, nacido en Alvarado, Veracruz. Transcurre el año de 1862, cuando injustamente México es intervenido por los franceses. Para esto los liberales al mando del Gral. Ignacio Zaragoza, junto con sus generales Miguel Negrete, Juan N. Méndez, Felipe Berriozabal y Porfirio Díaz en nombre de Juárez se prepararon en Puebla para recibir con la bayoneta desenvainada al ejército más poderoso del mundo.


En el siglo XIX el águila representaba el carácter militar de un país que luchaba por su autonomía bajo las armas francesas. La diferencia del águila, se encuentra en la golondrina, una avecilla, que fue inspiración de poetas y músicos, muestra sensible y poética de lucha, que exigía su libertad.
En esa época Narciso lo expresa con dicha canción, joven inquieto que había hecho popular su canción volviéndose así una profecía.

Pero al saber del llamado de los liberales, se enlistó como soldado para defender a su país el 5 de mayo. Lamentablemente en plena batalla fue hecho prisionero por los suavoz y expatriado a Francia, por consiguiente su canción al saberse de la pena de Serradell todos sus compañeros amigos y soldados la entonaban para recordar el heroísmo de esos jóvenes que junto con él iban a la muerte.
Serradell al ser prisionero y para olvidar su fatal desenlace, se dice que la cantaba junto a sus compañeros en prisión.
La golondrina, guarda un secreto, ya que al parecer, el autor escondió, en un acróstico su dedicatoria Al objeto de mi amor, se entiende que la palabra objeto en el siglo XIX no se refiere a cosa, si no hacia quien va dirigido.Es curioso saber que, cuando Porfirio Díaz en 1911, intervino en aquella lejana batalla, partió de Veracruz hacia su exilio en Paris, se dice que resonaron los cánticos de estas estrofas de aquel soldado que lo acompañó con su melodía en el combate con los franceses y ahora en dicha canción dentro de su recuerdo lo despedía como un militar anciano despreciado, que junto a la gente que lo siguió, le brindaban su adiós “Ave querida, amada peregrina mi corazón al tuyo estrecharé, oiré tu canto, bella golondrina, recordaré mi patria y lloraré”. Les dejo un extracto de la canción y un video de la versión que mas me agrada, les recomiendo escuchen las interpretaciones de Alfredo Kraus, Elvis Presley, Placido Domingo y Olimpia Delgado.


A donde irá veloz y fatigada la golondrina que de aquí se va,
Por si en el viento se hallara extraviada buscando abrigo y no lo encontrará.

Junto a mi lecho le pondré su nido en donde pueda la estación pasar
También yo estoy en la región perdido, Oh Cielo Santo! y sin poder volar.

Dejé también mi patria idolatrada, esa mansión que me miró nacer
Mi vida es hoy errante y angustiada y ya no puedo a mi mansión volver.

Ave querida amada peregrina, mi corazón al tuyo acercaré
Voy recordando tierna golondrina, recordaré mi patria y lloraré.

Existe un lugar para pedir mayores informes:
Instituto Veracruzano de Cultura  S/F. Casa de la Cultura de Alvarado “Narciso Serradell Sevilla”. CRUCES DE MAYO. Joaquín Martínez 20 esq. Hidalgo. Centro CP 95250, Alvarado, Veracruz, Mexico. Tels.: (297) 973 08 00  Fecha de fundación 24 de marzo de 1979.
cc_alvarado@yahoo.com.mx

* La segunda versión es la de Wilkipedia:

Narciso Serradell Sevilla (Alvarado, Veracruz, 1843 - Ciudad de México, 1910), fue un médico y compositor mexicano, autor de la canción tradicional La golondrina.
Después de iniciar estudios de seminario sacerdotal, los abandonó y continuó estudios de Medicina y Música. Durante la llamada Segunda Intervención Francesa en México, fue un seguidor del general Ignacio Zaragoza, siendo capturado y exiliado a Francia.
general Ignacio Zaragoza

Durante su exilio en Francia, se dedicó a la enseñanza de música y español. Compuso entonces su obra más conocida, La golondrina, en 1862, que se transformó en la canción emblemática de los exiliados mexicanos en ese país. El texto se atribuye al escritor español, emigrado a México, Niceto de Zamacois.
Niceto de Zamacois


Narciso Serradell Sevilla regresó a México en 1896 donde ejerció su profesión de médico, al tiempo que seguía componiendo música y dirigía bandas militares.
Falleció en Ciudad de México a la edad de 67 años.

La golondrina sigue siendo una canción muy popular y ha sido interpretada por renombrados artistas como Plácido Domingo, Nat King Cole y Elvis Presley, éste último bajo el título She wears my ring.


* La tercera versión es de Historia de Sinaloa por Hugo del Grial:

Entre las canciones populares que más profundamente han penetrado en el corazón del pueblo mexicano, se encuentra la golondrina, que la gente llama algunas veces Las golondrinas, y cuya melodía tierna y melancólica ha llegado a ser el símbolo musical de las despedidas.

Cantada esa canción, tiene dos versiones o letras diferentes, la primera de las cuales atribuye el doctor Miguel Galindo, en su Historia de la Música Mexicana, al poeta español José Zorrilla, y dice así:

A donde irá, veloz y fatigada,
La golondrina que de aquí se va…

Para formar un acróstico con las primeras letras de sus versos, que dicen la dedicatoria de la poesía “Al objeto de mi amor”.

La otra letra, según dice Rubén M. Campos el su libro El folklore y la música mexicana, la tradujo del francés el poeta granadino Francisco Martínez de la Rosa, y dice en su primera estrofa lo siguiente.

Aben Anmet, al partir de Granada,
Su corazón desgarrado sintió;

Allá en la Vega, al perderse de vista
Con débil voz su lamento expresó:

-Mansión de amor, celestial paraíso,
Nací en tu seno, tus delicias gocé;

Voy a partir a lejanas regiones,
De donde nunca jamás volveré…

En cuanto a la música, fue autor de ella Narciso Serradell Sevilla, hijo de Narciso Serradell, catalán de origen, y de Rosario Sevilla, mexicana. Nació Serradell Sevilla en Alvarado, Veracrúz, el 25 de enero de 1843, y su vida fue interesante y novelesca, según lo asienta Manuel M. Ponce, su descubridor. Su carácter inquieto y su amor a las aventuras lo decidieron a fugarse en dos ocasiones del seminario, donde obligado por su madre iniciara estudios eclesiásticos. Pero su vocación por la música sí era inconmovible, y en el breve plazo de tres meses cursó todos los grados de solfeo, en el Convento de San Francisco.

Al crecer un poco, Narciso Serradel Sevilla rompió con su familia, abandonando definitivamente el convento para inscribirse como alumno en la Escuela Nacional de Medicina.

Para ganarse la vida, por las noches trabajaba enrollando puros, y tocaba en los bailes, mientras que en el día estudiaba su carrera de medicina; pero la falta de recursos le impidió doctorarse. Entre los artistas de esa época se acostumbraba hacer reuniones o tertulias, en las que se hacían música y poesía. En una de esas sesiones llevó el mismo Serradel una traducción hecha del francés al español de los versos de despedida del Último abencerraje, que es la versión que antes dimos hecha por Martínez de la Rosa.

En la misma tertulia se decidió abrir un concurso para ver quién ponía mejor música a los versos, en un plazo de veinticuatro horas, y a la siguiente noche se presentó Serradel con su música de La golondrina, que fue premiada inmediatamente. Serradel tenía entonces diecinueve años de edad, por lo que esto aconteció en el año de 1862. Según Luz María Serradel, Narciso era entonces un muchacho alto, de complexión sanguínea, pelo rubio rizado, expresivos ojos azules, de carácter afable pero un tanto irónico. Tenía una hermosa voz de barítono y tocaba todos los instrumentos de viento. Versificaba y componía música con asombrosa facilidad.

Escribió mazurcas, danzones, danzas, polkas, canciones y en su última época, himnos patrióticos escolares. Poseía una biblioteca valiosa, de la cual hubo de deshacerse en las postrimerías de su vida, para vivir con su importe. “En mi juventud –decía entonces-, el contenido de mis libros alimentó mi espíritu, y ahora en mi vejez alivia mi cuerpo”. Murió el 25 de octubre de 1910, y la oración fúnebre que se pronunció en día de su entierro, la produjo la escritora María Luisa Ross. En su juventud luchó por su patria, siendo un patriota que peleó contra los franceses, en el cerro de Loreto de la ciudad de Puebla, donde fue hecho prisionero junto con otros valientes, aquel inolvidable 5 de mayo.

Fue sentenciado a destierro por los franceses, y a pesar de las gestiones que en su favor hicieron varios amigos, éste y sus compañeros fueron embarcados rumbo a Francia y despedidos precisamente con las notas de su canción, La golondrina, que ya se empleaba en las despedidas. A partir de ese día, puede afirmarse que la canción se consagró como la forma expresiva y sentimental de las despedidas. Tres meses después de haber sido confinados los desterrados, en el presidio de Clermont-Ferrand, fueron notificados de que su sentencia había sido anulada, por lo que podían regresar a México. Pero Serradel Sevilla prefirió permanecer en París, donde se mantuvo dando lecciones de español y de música.

Allí se dedicó también a estudiar idiomas y medicina, y entre sus alumnas de español se contaba la vizcondesa de Dufresnelle, con quien tuvo un romance, muy comentado en su época.

Para 1865, Serradel había regresado a México, viviendo en Tlalixcoyan, población del estado de Veracrúz, donde ejerció la medicina y el arte musical. Allí organizó varias orquestas típicas y una banda, siendo su discípulo predilecto Rodrigo Barcelata, padre de Lorenzo, el autor del vals María Elena. En 1869 casó con Telésfora González, y veinte años después se trasladó a la ciudad de México, donde se dedicó a la enseñanza de la música.

Les dejo mi árbol genealógico materno (Serradell), el cual  he armado con datos de mis diferentes familiares. Esto lo he dejado como historia para mis descendientes, he omitido por el momento a mis sobrinos (hijos de mis hermanas)".

/Publicado por El Principito, Mexico, 2 de junio de 2011/
*****************************************************************************************************

~~~ LA HISTORIA DE 'La golondrina'~~~

Ciertamente la melodía de la canción es obra del mejicano exiliado a Francia Narciso Serradell Sevilla (Veracruz, 1843-1910), que la creó para presentarse a un concurso que ganó, pero con el título de 'Las golondrinas'. Respecto al origen de la letra en que se basó Serradell, su historia es sorprendente.

En un poema escrito en árabe, original del último rey abencerraje de las Alpujarras (Granada), Aben Humeya (1545 ? -69), éste versificaba con nostalgia la despedida de su tierra al huir tras ser vencido, con una dedicatoria final 'al objeto de mi amor sublime'.
Aben Humeya (1520–1569)
                                                                                                                  / Muhammad ibn Umayyah


Descubierto casualmente el texto siglos después por un investigador francés en Marrakech, se llegaron a hacer del mismo hasta tres versiones traducidas antes de que el escritor vizcaíno Niceto de Zamacois (1820-1885) hiciese la cuarta y más acertada versión del poema. Esta versión, impresa en una hoja de una vieja revista francesa junto a otros papeles de embalaje, fue la que aportó el texto definitivo que dio soporte a la música de Serradell. La canción compuesta en 1862 se convirtió en emblemática para los exiliados mejicanos en Francia durante la segunda mistad del siglo XIX.


Si bien no me consta la versión exacta de dicho texto, sí parece aceptada como mejor la siguiente:

¿Adónde irá, veloz y fatigada,
la golondrina que de aquí se va?
¿Y si en el viento se hallara extraviada
buscando abrigo sin poderlo hallar?


Junto a mi lecho le pondré su nido
en donde pueda la estación pasar.
También yo estoy en la región perdido
buscando un nido y sin poder volar.


Dejé también mi patria idolatrada,
esa mansión que me miró nacer.
Mi vida es hoy errante y angustiada
y ya no puedo a mi mansión volver.


Ave querida, amada peregrina,
mi corazón al tuyo acercaré,
oiré tu canto, tierna golondrina,
recordaré mi patria y lloraré.

--------------------------------
Por otra parte quiero manifestar que las versiones de la canción que se han publicado en otros idiomas ('Cet anneau d'or' en francés o 'She wears my ring' en inglés), independientemente de su calidad vocal o musical, no han respetado la idea de la letra original, que fue lo que llevó a que los exiliados mejicanos en Francia la adoptasen como canción emblemática añorando su país. Para mí eso es, de algún modo, una traición a la intención del autor y no se debería haber convertido en tema romántico un poema que no lo era, que era un tributo a la nostalgia. Lo mismo que Aben Humeya hizo su poema añorando su país de procedencia, los mejicanos añoraban México. Yo, cuando es cantada, prefiero oírla en español, porque me emociona más. Por lo demás la canción es exquisita.
--------------------------------
Continúo completando la información del comentario que hice anteriormente sólo para añadir un detalle llamativo para quienes gusten de estas historias.

Las dos primeras traducciones que se conocen de 'La golondrina' iniciaban el texto de modo diferente al de la canción final, pero la tercera, cuyo autor fue un escritor y traductor al parecer de nombre Felipe, resulta muy similar a la de Niceto de Zamacois, con una singular salvedad y es que las diferencias del texto hacen que uniendo las primeras letras de cada verso se forme el acrónimo 'AL OBJETO DE MI AMOR', que curiosamente coincide con la dedicatoria final del poema original de Aben Humeya. Esta versión, por cierto, suele ser adaptada también parcialmente por muchos de los cantantes que han interpretado el tema (Nana Mouskouri, Nat King Cole, etc.), aunque algunos lamentablemente mutilan el texto completo al cantarlo.

He aquí este texto alternativo con el acrónimo, destacando las letras iniciales de cada verso (sólo hay que señalar en el verso 12 la modificación de la letra I latina por la Y griega –que fonéticamente no afecta al resultado-):

¿Adónde irá, veloz y fatigada,
La golondrina que de aquí se va?
¡Oh, si en el viento se hallara extraviada
Buscando abrigo sin poderlo hallar!

Junto a mi lecho le pondré su nido
En donde pueda la estación pasar.
También yo estoy en la región perdido,
¡Oh, cielo santo!, y sin poder volar.

Dejé también mi patria idolatrada,
Esa mansión que me miró nacer.
Mi vida es hoy errante y angustiada
Y ya no puedo a mi mansión volver.

Ave querida, amada peregrina,
Mi corazón al tuyo acercaré,
Oiré tu canto, tierna golondrina,
Recordaré mi patria y lloraré.

¿Curiosa historia, verdad?
-------------------------------------/Por: Manuel Medina, Espana, 2011/

* El sepulcro de un personaje ilustre y tan importante de Alvarado,Mexico. Su placa dice: "MAESTRO TUS ENSEÑANZAS LABORIOSAS Y FRUCTIFERAS CONQUISTARON NUESTRA GRATITUD" reza:[LOS HIJOS DE ALVARADO]... PROFR. CARLOS A. RAMON , en ese pateon tambien yacen otros Personas ilustres e importantes en la historia y cultura de Alvarado como Gral. Juan Soto, Valente Cruz, Manuel M. Oropeza, Manuel P. Hdez, Dr. Luis E. Ruiz, Narciso Serradel Sevilla, Joaquin Mtnz, Luis Hdez Reyez, Gral Gabriel Carvallo, Eulogia Tiburcio, Rosaura Santiago Lara, Tomas Hondal, J.O Silva, Lorenzo Cazarin, entre otros. *

* The tomb of the illustrious and important persons of Alvarado, Mexico. His plaque reads: "MASTER YOUR LESSONS laborious and fruitful won our GRATITUDE" reads: [CHILDREN OF ALVARADO] ... Prof.. CARLOS A. RAMON, in this pateon also lie in that other famous and important people in the history and culture of Alvarado: Gen. Juan Soto, Valente Cruz, Manuel M. Oropeza, Manuel P. Hdez, Dr. Luis E. Ruiz, Narciso Serradel Sevilla, Mtnz Joaquin, Luis Hdez Reyez, Gen. Gabriel Carvallo, Eulogia Tiburcio, Rosa Santiago Lara, Tomas Hondal, J.O. Silva, Lorenzo Cazarin, among other. *

***********************************************************************************************************


















 ~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~
Olga Maria Ramos:

LA HABANERA EN EL CUPLÉ (2) "El Orígen"
---------------------------------------.
..Y ahora, permitidme una habanera más…

La mediterránea ciudad de Torrevieja tiene una gran tradición de Habaneras, ved qué preciosa versión de la habanera La golondrina del Veracruzano Narciso Serradell Sevilla.

 La vida de este compositor veracruzano fue tan intensa que merecería ser argumento de novela que por su acción se llevase al cine. Inquieto y aventurero, se fugó por dos veces del seminario donde le ingresaron porque su vocación no era tomar los hábitos sino escribir música. No obstante, alejado de su familia, decidió estudiar medicina.
 
Para pagarse la carrera, enrollaba puros y tocaba en bailes aunque no pudo doctorarse en medicina por falta de recursos.
- Martínez de La Rosa -
 En una de las tertulias literarias y musicales a las que acudía junto a otros compañeros,  el propio Serradell llevó una poesía francesa titulada “El último abencerraje” que había traducido el granadino Martínez de la Rosa.
El reto era ponerle música en 24 horas. Al día siguiente, Serradell se presentó con una melodía tan bella y apropiada que ganó indiscutiblemente.

A sus 19 años, Narciso era un joven rubio y de ojos azules muy simpático y algo irónico. Cantaba con voz de barítono y era capaz de tocar cuantos instrumentos de viento le pusieran delante. Su capacidad musical era tal que versificaba y componía con facilidad pasmosa.

Gran patriota, luchó contra los franceses y, tras ser hecho prisionero, fue sentenciado al destierro partiendo, junto a otros compañeros, hacía Francia. En el puerto le despidieron cantado La Golondrina…

Mi madre, Olga Ramos, me contó que esta habanera simboliza la despedida siendo habitual que se le cante a los toreros que se retiran en la Monumental de México.

Pero volvamos a Serradell que permaneció varios años en Paris pese a haberse anulado la sentencia. Se mantuvo dando clases de español y música, aprendió idiomas y perfeccionó su medicina. 

 Fue sonado su romance con una de sus alumnas, la vizcondesa de Dufresnelle.
En 1865 regresó a México donde en la ciudad veracruzana de Tlalixcoyan organizó varias orquestas y una banda, mientras seguía dando clases de música. Su alumno preferido fue Rodrigo Barcelata, que posteriormente compondría María Elena.

- Rodrigo Barcelata -









 Este prolífico compositor de tanta música maravillosa… habaneras, mazurcas, valses… sin embargo, tuvo dificultades económicas en sus últimos años por lo que tuvo que vender su valiosa biblioteca.
  
"En mi juventud -decía entonces-, el contenido de mis libros alimentó mi espíritu, y ahora en mi vejez alivia mi cuerpo".

Narciso Serradell Sevilla -murió el 25 de octubre de 1910.

(Olga Maria Ramos, 2013) 
***************************



 
*****************************************
Las Golondrinas
/Por: Eduardo Langagne


Comentaba con el espléndido guitarrista mexicano Marco A. Morel que la historia de Las golondrinas es rica en detalles. Curioso itinerario el de una de las canciones más escuchadas de nuestra tradición. La persistente sabiduría popular le da el título en plural, aunque originalmente haya sido conocido como La golondrina, por lo que es frecuente encontrarla bajo ambos títulos. La música es de Narciso Serradel, que, como lo consigna el Diccionario de Musacchio, nació en Alvarado Veracruz en 1843. Sin concluir el Seminario decidió estudiar música y medicina; compuso la melodía hacia 1862 y murió en la ciudad de México en 1910. Entre su obra se cuentan además numerosas piezas para baile de salón. Serradell participó al lado del General Zaragoza en la defensa del país durante la intervención francesa, actividad por la que fue aprehendido y deportado a Francia, donde cantaba con los otros prisioneros mexicanos la emblemática canción. Humberto Musacchio nos refiere que el autor del poema original es el español Francisco Martínez de la Rosa. Serradell lo habría adaptado para cantarlo. Se trata de un poema con cuatro cuartetas endecasilábicas que forman un acróstico. Es decir, la inicial de cada uno de los versos permite leer de arriba abajo “Al objeto de mi amor”. En el contexto de su época no debemos entender objeto como cosa, sino como receptor o destinatario.

Me detuve al principio de esta página para no escribir “una de nuestras canciones más conocidas”, porque si bien la música puede identificarse con cierta naturalidad, la letra es difícil de ser memorizada; dificultad acaso producida por las diversas, numerosas y confusas versiones que se escuchan por ahí, a veces a medias. Conozco muy pocas personas que saben el verso que va después de “¿A donde irá veloz y fatigada la golondrina que de aquí se va?… Estos, sus dos primeros versos, son tal vez los más identificables.

En el imprescindible Ómnibus de poesía mexicana, compilado y anotado por Gabriel Zaíd, se incluye una versión del poema que apunta atinadamente a Narciso Serradell como autor. En la edición se pierde el acróstico en el tercer verso de la primera estrofa. Caetano Veloso, por su parte, en su grabación de La golondrina incluida en el disco Fina estampa, anota como autores al mismo Serradell y a N. de Zamacois, que pudiera ser Niceto de Zamacois (1820-1885), pero es difícil saber si el periodista y escritor español habría participado en la hechura de la significativa canción. Además, Caetano sólo canta dos cuartetas, por lo que otra vez se pierde el acróstico. Para mí, al perder el acróstico se pierde algo de la estructura, como si el guitarrista prescindiera de un acorde relevante o el cantante de algunas notas de la afectiva melodía… Por mi parte, he reunido diversas versiones de la letra para ofrecer una adaptación que pueda ser cantada. Si cada generación debe realizar sus propias traducciones de los autores clásicos, cada generación podrá también cantar sus piezas tradicionales actualizando respetuosamente las versiones para que recobren la expresión que las originó. Es un hecho que las nuevas versiones de su acompañamiento instrumental sustentarán esta bella y difícil melodía con nuevas y más ricas secuencias armónicas, y las voces harán interpretaciones renovadas. Anoté líneas antes que la canción original se llamó La Golondrina, pero el saber popular le ha dado categoría de plural, por eso, “en la lengua equivocada de la gente, lengua verdadera de la gente”, diría el poeta brasileño Manuel Bandeira, hago que la última estrofa sea en plural, pero conservo la primera en la forma en la que es más recordada, situación que no ocurre tan a menudo. Mi adaptación incluye otros ligeros pero importantes cambios en la letra, que en otro apunte explicaré con mayor detalle.
 
Las Golondrinas
Narciso Serradell Sevilla

¿A donde irá veloz y fatigada
la golondrina que de aquí se va?
Oh, si en el viento se hallará angustiada
buscando abrigo y no lo encontrará.
 

Junto a mi lecho le pondré su nido
en donde pueda la estación pasar;
también yo estoy en la estación perdido.
¡Oh, cielo santo!, y sin poder volar.
 

Dejé también mi patria idolatrada,
el bello suelo que me vio nacer;
mi vida es hoy errante y angustiada,
inútilmente lograré volver.
 

Aves amadas, dulces peregrinas,
mi corazón al suyo estrecharé,
oiré sus cantos, tiernas golondrinas,
recordaré mi patria y lloraré.



©Adaptación: Eduardo Langagne 
************************************************************************

~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~
English: (INFO: translated on-line)

~~~ THE HISTORY OF 'La Golondrina'~~~
Certainly the melody of the song is the work of Mexican exile to France Narciso Serradell Sevilla (Veracruz, 1843-1910) who created it to present a contest he won, but the title of 'Las Golondrinas'. Regarding the origin of the letter which was based Serradell, its story is amazing.

In a poem written in Arabic, the last king Abencerraje original of the Alpujarras (Granada), Aben Humeya (1545-1569), he versified nostalgic farewell to his homeland to escape after being beaten with a final dedication 'in order to I love sublime '. Accidentally discovered the text centuries later by a French researcher in Marrakech, arrived to do the same three translated versions before the writer Zamacois Nicetas of Biscay (1820-1885) hiciese the fourth and most successful version of the poem. This version, printed on one sheet of an old French magazine with other wrapping paper, was that provided the final text that gave support to the music of Serradell. The song composed in 1862 became emblematic Mexican exiles in France during the latter nineteenth century economists.

While there I know the exact version of the text, it seems better accepted as follows:

---
Where will he go, fast and weary,
the swallow that this is going?
What if he were in the wind lost
seeking shelter without being able to find?


Beside my bed I'll put her nest
station where it can happen.
I am also in the region lost
looking for a nest and unable to fly.


I left my country also idolized,
I looked at that mansion birth.
My life is now a fugitive and distressed
and I can not go back to my house.


Hail dear, dear pilgrim,
come near my heart to yours,
hear your song, sweet swallow,
remember my home and cry.
----------------------------------
On the other hand I want to say that the versions of the song available in other languages ('Cet Anneau d'or' in French or 'She wears my ring' in English), regardless of their vocal or musical, have not respected the idea of ​​the original lyrics, which is what led the Mexican exiles in France adopt it as emblematic song longing for home. To me that is somehow a betrayal of the intent of the author and should not have become a romantic theme poem that was not, which was a tribute to nostalgia. Just as did his poem Aben Humeya longing their country of origin, Mexicans longed Mexico. When I sung, I'd rather hear it in Spanish, because I was more excited.
--------------------------------
Continue filling in information previously only comment I made to add a striking detail for those who like these stories.

The first two known translations of 'The Swallow' begins the text differently from the final song, but the third, whose author was a writer and translator apparently named Philip is very similar to that of Zamacois Niceto with a singular exception is that the differences in text make joining the first letters of each verse form the acronym 'THE OBJECT OF MY LOVE', which interestingly coincides with the final dedication of the original poem by Aben Humeya.

This version, incidentally, is often also partially adapted by many singers who have interpreted the theme (Nana Mouskouri, Nat King Cole, etc..), But some sadly mutilated to sing the full text.

Here is the text alternative with the acronym, highlighting the initial letters of each verse (just note in verse 12 the modification of the letter I Latin and Greek that phonetically not affect the result-):

Where will he go, fast and weary,
The swallow is that here?
Oh, if he were in the wind lost
Seeking shelter without being able to find!

Beside my bed I'll put her nest
Station where it can happen.
I am also in the region lost
Oh, good heavens!, Unable to fly.

I left my country also idolized,
That house I looked at birth.
My life is now a fugitive and distressed
And I can not go back to my house.

Hail dear, dear pilgrim,
My heart to yours nigh
Hear your song, sweet swallow,
Remember my home and cry.

Curious story, right?
--------June 17, 2011
 by: Manuel Medina









The secret of "LA GOLONDRINA"
 

There is an old habanera which makes them Mexicans mourn. It is entitled "La Golondrina", but in this country people use plural.
The author of the music is the Mexican Narciso Serradell Sevilla, son of Spanish (Catalan) and Mexican. He composed a poem in 1862 about this, but the same year.
There is some discussion about the author of the poem: José Zorrilla, Francisco Martínez de la Rosa ... But the majority opinion also attributes it to Spanish, from Bilbao, Niceto of Zamacois who wrote about his longing for Spain in Mexico.
And because it makes them mourn, for nostalgic aroma given off has always been used in farewells.

Well, this old "La Golondrina" had at least two daughters.

  - Most (will be around 100 years) has a very evocative name: "La canción del viejo   poeta" /"The song of old poet", whose author, although the figure SGAE Iturriaga Antonio Herrera, is undoubtedly the Claretian Luis Iruarrizaga Aguirre.

  - And the little girl, named as his mother, „La Golondrina“ of Jose Pagan. I also wanted to tell his exact age, but, for the dates of its author (Jose Pagan Lopez 1916-2009), I do not have more than 75 years and I almost dare ensure they will be around 50 years old. The Pagan's "La Golondrina" is not more than a harmonization, beautiful too, from that of Serradell-Zamacois.

 
*****************************
El secreto de "LA GOLONDRINA"

Hay una vieja habanera que a los mexicanos les hace llorar. Se titula "La Golondrina", aunque en aquel país la gente la llama en plural.
El autor de la música es el mexicano Narciso Serradell Sevilla, hijo de espanol (catalan) y mexicana. La compuso en 1862 sobre un poema anterior, pero del mismo ano.
Sobre el autor del poema hay bastante discusión: José Zorrilla, Francisco Martínez de la Rosa... pero la opinión mayoritaria se lo atribuye al también espanol, de Bilbao, Niceto de Zamacois quien lo habría escrito en México, anorando su Espana.
Y les hace llorar porque, por el aroma nostálgico que desprende, desde siempre se ha utilizado en las despedidas.

Bueno, pues esta vieja "Golondrina" tuvo, al menos, dos hijas.
  - La mayor (rondará los 100 anos) tiene un nombre muy evocador: "La canción del viejo poeta", cuyo autor, aunque en la SGAE figura Antonio Iturriaga Herrera, es sin duda el claretiano Luis Iruarrizaga Aguirre.

  - Y la hija pequena, de nombre como su madre, tampoco me ha querido decir su edad exacta, pero, por las fechas de su autor (José Pagán López 1916-2009), no creo que tenga más de 75 anos y casi me atrevo a asegurar que rondará los 50 anitos. “La Golondrina” de Pagán no es más que una armonización, bellísima eso sí, de la de Serradell-Zamacois.
* José Pagán López 1916-2009

“LA GOLONDRINA” - Versión de Zamacois:
--------------------------------------------------------
Adónde irá veloz y fatigada
La golondrina que de aquí se va?

Oh!, si en el viento se hallará extraviada
Buscando abrigo y no lo encontrará.
Junto a mi pecho le pondré su nido
En donde pueda la estación pasar
También yo estoy en la región perdido
Oh, cielo santo! y sin poder volar.
Dejé también mi patria idolatrada,
Esa mansión que me miró nacer,
Mi vida es hoy errante y angustiada
Y ya no puedo a mi mansión volver.
Ave querida, amada peregrina,
Mi corazón al tuyo acercaré,
Oiré tu canto, tierna golondrina,
Recordaré mi patria y lloraré.
“LA GOLONDRINA” -Versión de Pagán:
---------------------------------------------------
Se ve venir por la costa africana
la golondrina hacia España volar,
¿ adónde va tan alegre y ufana ?
a hacer su nido; en mi casa lo hará.
Si acaso vas, golondrina dichosa,
a hacer tu nido donde yo tanto amé,
dile a mi amada que no sufra ni llore,
que yo jamás, jamás la olvidaré.
Mansión de amor, celestial paraíso,
nació en mi pecho y mi dicha soñé;
voy a subir a las altas regiones
donde feliz, feliz siempre seré.
¡Golondrina.

/by: Patxi Mendiburu, December 13,2011/
-----------------------------------------------------



She Wears My Ring 
Written by: Narciso Serradell Sevilla
Originally recorded by U.S. Marine Band in 1897


The original title of this number is "La Golondrina," Spanish for "The Swallow." The composer, Narciso Serradell Sevilla was born in 1843 in Alvarado, Veracruz. In 1862, when the French invaded Mexico, he wrote "La Golondrina" as his answer to France's imperial eagle. Well, that's one story. Another is that he wrote the number while in exile in France. And there are more stories…
 

The earliest known recording is probably that made by the U.S. Marine Band in either 1896 or 1897 on a two-minute brown wax cylinder for the Columbia Phonograph Company, cylinder number 407.
 

The earliest vocal recording was made by Arturo Adamini for Edison in January 1898 on Edison cylinder 4234.
The first English version might be that of soprano Rosa Ponselle in 1934, though this is in fact a radio recording. Felice & Boudleaux Bryant provided the English lyrics. That same year saw a new version by Louis Katzman & His Orchestra. Elvis's version on "Good Times" is an official recording. He had made earlier private recordings of the song, however, and at least one of these, from 1960, has been officially released, this on "Elvis In A Private Moment" on the Follow That Dream collectors label. Elvis must have been quick to pick up on the number then, for the earliest reference I can find to the tune with the more familiar words of "She Wears My Ring" is a recording from that same year by Jimmy Bell.


2 comments:

  1. Saludos, Manuel Medina!

    Con mucho gusto he leído su blog, en que algo más aprendí sobre Narciso Serradell Sevilla.

    Principalmente lo del fondo histórico del tema, que nos lleva hacia Granada de España, con el texto original escrito en árabe por el rey Aben Humeya (1545-1569)

    Y lo demas del texto en una hoja de revista en Francia. Me encanta todo lo leído!

    Sobre la juventud de Serradell en México, su adesión política en contra las fuerzas francesas del siglo 19 en su país y su exilio forzado en Francia era todo lo que yo conocía. Y sí, entonces, el papel de La Golondrina en aquella época, y su emblemática simbología para el pueblo mexicano, mas fuertemente para los exilados.

    Hice una traducción al idioma esperanto de Las Golondrinas, que se puede leer en Blogspot, con título Hirundo.

    Por un comentario allá hecho por Slobodan he me entonces aquí... :)

    ReplyDelete
    Replies
    1. * I thank you so much, Ŭel Roŝa, for this comment here! Your message for Manuel I have re-posted to him. Thank you for your visit on my blogspot. Everything that you find here you can use for your blog, no problem and be free! All the best, Slobodan!

      Delete